|Índice por categorías | Consejos y sugerencias | Alimentación sana | Las recetas de la A a la Z | Sin Thermomix | Bimby Portugal | Cocina italiana | Cocina asiática

| Carnes | Pescados | Masas | Arroces | Pasta | Repostería, postres | Infantil | Ensaladas | Bebidas | Huevos, lácteos | Verduras, legumbres | Sopas |

Síguenos en Twitter Siguenos en Facebook Siguenos en por RSS Mail Instagram
Recetas sin gluten Recetas sin lactosa Recetas con menos de 400 kcal Pintrest Instagram

sábado, 19 de abril de 2014

Una semana en París - primer día-

El vuelo hacia París estaba fijado para las 14:30, el vuelo 3774 de Easy Jet desde el Aeropuerto Sa Carneiro de Oporto. La facturación tenía hora límite hasta las 13:50. Pensando en la comodidad del viaje decidimos desplazarnos hasta el Aeropuerto en un autobús previamente alquilado.
En el aeropuerto y una vez facturadas las maletas, decidimos comer algo, la llegada a París no sería hasta las 17:30 y había que engañar un poco al hambre. Un bocadillo y un refresco unos, una cerveza otros fue suficiente.
Tras la llamada a embarcar, un poco de espera haciendo cola, pero tampoco demasiada y ya estábamos en la cabina del Airbus de la compañía inglesa. Magnífico despegue, magnífico vuelo (tiempo para una pequeña cabezadita) y como no podía ser de otra manera magnífico aterrizaje.
Llegamos a la terminal 3 del Paris de Gaulle (impresionante aeropuerto), una vez recogido el equipaje y ya fuera de la zona internacional esperamos a que llegasen unos miembros de la expedición que llegaban en otro vuelo procedentes de Madrid, llegaban a la terminal 2, la suerte o la casualidad hizo que prácticamente ambos vuelos llegaran casi al mismo tiempo. En poco más de diez minutos ya estábamos todos juntos. La expedición se había completado, en total 18 personas y como alguien más adelante apuntó, 18 ciudadanos libres e iguales.
Cogimos el roissibus, autobús que sale del aeropuerto hacia el centro de París con una regularidad de unos 15, 20 minutos. Debido al tamaño de la expedición tuvimos algún privilegio a la hora del pago de los tickets. El viaje en autobús fue de unos 40 minutos (a pesar de que el aeropuerto está cerca de París, le lleva ese tiempo por las paradas que hace en todas las terminales) y a medida que nos acercábamos a París llovía de forma intermitente.
La parada del roissibus es en la rue Scribe a pocos metros de la Plaza de la Opera. De la Plaza de la Opera a nuestro hotel había una distancia de unos 400 metros. El paseo hasta el hotel lo hicimos acompañado de un poco de lluvia pero no mucha cosa.
Por fin llegamos, frente a nosotros estaba el Citadines Opera Grands Boulevard, nuestro hotel, en la Rue Favart. Serían sobre las 19:30. Nos dimos un margen de 45 minutos en el hotel, para dejar las cosas y demás necesidades y a las 20:15 nos citamos en el hall del hotel.
Con puntualidad británica allí estábamos todos a la hora fijada y dispuestos para nuestro primer día (mejor, lo que quedaba de día) en París. No llevábamos nada concreto en cuanto a visitas para ese día, sólo suponía “tomar posesión” de la ciudad. No llovía, perfecto, así que decidimos ir a dar un paseo hasta la Plaza de la Opera. El Palais Garnier (diseñada por Charles Garnier en tiempos de Napoleón III) es un teatro impresionante en belleza, ofrecía y sigue ofreciendo operas y conciertos música clásica. Durante unos minutos nos maravillamos con la Plaza y con su Palais. La calle por la que caminábamos era el Boulevard Haussmann, menudo ambientazo que se veía, los restaurantes a tope, los bares a tope, ir y venir de gente por todos lados. Hablando de restaurantes ya hacía hambre y nos pusimos a buscar un restaurante donde poder comer algo. Comprobando la hora que era, ya no estaba la cosa para muchos paseos, vimos un Pizza Hut y allí nos metimos, los niños por un lado y los mayores por otro. Cena típica italiana y unas cervecitas fue el menú de esa noche.
Era tarde y como al día siguiente teníamos una jornada importante en cuanto a dureza, decidimos que lo mejor era regresar al hotel. Tras tomar un café en el hall del hotel y comentar algo la jornada que estaba a punto de finalizar nos fuimos a las habitaciones. La cita era al día siguiente a las 9 en la puerta del Hotel, ya listos para salir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
loading...